El Blog de Rosa Magallón

29 diciembre 2010

¡No seas inocente!

Filed under: Uncategorized — Rosa Magallón @ 22:34

El Gobierno nos toma por inocentes,….
El Gobierno esconde la verdad cuando habla de la reforma de las pensiones públicas

El Gobierno dice que es inevitable aumentar la edad legal de jubilación a los 67 años (aunque lo quiera hacer con flexibilidad)
No es cierto.
España es uno de los países de Europa con una edad “real” de jubilación más alta (63 años y 10 meses) y cercana a la edad legal.

El Gobierno dice que el aumento de la esperanza de vida (habrá más pensionistas en el futuro) hace necesaria la reforma.
No es cierto.
Es verdad que habrá más pensionistas, pero también es verdad que habrá más cotizantes y con cotizaciones más altas. El problema no es demográfico, sino de voluntad política. Se pueden hacer cotizar los contratos que están en la economía sumergida, se puede evitar que las mujeres ganen un 30% menos que los hombres y, por tanto, coticen menos, se puede elevar el salario mínimo (uno de los más bajos de Europa), se puede hacer cotizar las becas (en su mayor parte son contratos laborales encubiertos) se pueden elevar las cotizaciones máximas (la base más alta son 3.198 euros/mes; a partir de ahí ya no se cotiza más).

El Gobierno dice que el gasto en pensiones es muy alto.
No es cierto.
En 2011 gastaremos en pensiones contributivas en torno al 10% del PIB. En 2040, el 14%. Hoy hay ya países como Italia que ya gastan ese 14 %. Francia gasta ya el 12%. Nuestras pensiones medias son de las más bajas de Europa y el número de pensionistas comparado con la población también es de los más reducidos. Incluso en períodos de crisis como el actual y con 4,5 millones de parados, la Seguridad Social tiene superávit y el Fondo de reserva está aumentando hasta alcanzar casi los 70.000 millones de euros.

El Gobierno dice que las medidas que se toman ahora son para consolidar el sistema y garantizar las pensiones del futuro.
No es cierto.
La realidad es que las medidas que se toman tienen por objetivo reducir las pensiones y así lo expresa el Gobierno en el compromiso contenido en el Plan de Austeridad enviado a la Comisión Europea. El aumento de la edad de jubilación significa que todos cobraríamos dos años menos de pensión, con el consiguiente ahorro (que se estima en un 6%) y el aumento de los años de cómputo para determinar el importe de la pensión, de los actuales 15 años a 20 o 25, significa que todos cobraremos pensiones más bajas (entre un 5 y un 10% menos) porque los salarios más antiguos eran más bajos.

El Gobierno dice que defiende el sistema público de pensiones.
No es cierto.
Lo ha entregado a los mercados, que tienen nombre y apellidos. Son los bancos y las compañías de seguros. Se pretende un modelo asistencial, es decir unas pensiones públicas mínimas y el resto con complementos de los seguros privados.

Todo ello parece una mala inocentada de fin de año. Pero no lo es.

Anuncios

28 diciembre 2010

Voy con la rienda tensa y refrenando el vuelo

Filed under: Uncategorized — Rosa Magallón @ 22:57

Voy con la rienda tensa y refrenando el vuelo
Porque no es lo importante
Llegar solo ni pronto
Sino llegar con todos y
A tiempo

León Felipe

De todas las palabras e imagenes de amistad que me han mandado estos días, esta foto de Utebo y esta poesia de León Felipe, me han gustado especialmente.
Os las dedico a vosotros

23 diciembre 2010

La utopía está en el horizonte

Filed under: Uncategorized — Rosa Magallón @ 21:59

Que nuestro empeño por un mundo mas justo, mas libre y mas humano, encuentre eco en el próximo año 2011.
Nosotros seguiremos luchando por ello, desde la izquierda, desde la honestidad, desde el trabajo diario.
Nos gustaría contar contigo en este camino hacia un mundo mejor

Como dice Galeano, la utopía esta en el horizonte, en mi horizonte.

FELIZ_2011_Mafalda_

18 diciembre 2010

Creando empleo:jubilación a los 67 años.

Filed under: Uncategorized — Rosa Magallón @ 22:02

Llamazares responde a Zapatero que retrasar la edad de jubilación a los 67 años es “una declaración de guerra a los ciudadanos, a los que empuja a una huelga general”
El portavoz parlamentario de IU avisa que “ampliando la jubilación a 67 años y el periodo de cálculo sólo en 5 años más las futuras pensiones serán un 16% más bajas. Y si el Gobierno plantea, cosa que no creo que se atreva, que ese periodo de cálculo sea toda la vida laboral, la pensión media se rebajaría más de un 25%, entorno al 26,4%”

El portavoz parlamentario de Izquierda Unida en el Congreso y miembro la comisión del Pacto de Toledo, Gaspar Llamazares, ha señalado hoy en Oviedo que las declaraciones del presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez, en las que mantiene su propuesta para concretar por ley el próximo mes de enero que la edad de jubilación legal se amplíe desde los 65 a los 67 años, suponen una “declaración de guerra a los ciudadanos, a los que está empujando a ir a otra Huelga General”.

El dirigente federal de IU destacó que Rodríguez Zapatero “no tiene el respaldo del Congreso para sacar adelante el retraso en la edad de jubilación”. En su opinión, el líder socialista “está obsesionado por salir de la crisis en función de los intereses del mercado y del sector financiero, frente a los de los trabajadores. Con el aumento de la edad de jubilación también hace una ‘declaración de guerra’ a la izquierda y a los sindicatos, y empuja a un conflicto social y a la movilización”.

Gaspar Llamazares exigió a Rodríguez Zapatero que hable claro “y que en lugar de reforma de las pensiones hable de ‘rebaja de las pensiones’ que es lo que nos estamos jugando”. En este sentido, explicó que las propuestas que baraja el Gobierno tendrían un impacto muy negativo sobre las pensiones futuras.

Detalló que sólo aumentado en cinco años el cálculo de la base reguladora, es decir, si se pasa de los 15 años actuales a 20, la pensión medida de jubilación se reduciría al final de este periodo en un 10%. Además, si a ello se le suma ampliar la jubilación a 67 años habría que restar a las futuras pensiones otro 6%. “Si se amplia la edad de jubilación a 67 años y se amplia el periodo de cálculo sólo en 5 años estamos hablando de unas pensiones un 16% más bajas. Y si el Gobierno plantea, cosa que no creo que se atreva, que ese periodo de cálculo sea toda la vida laboral, la pensión media se rebajaría más de un 25%, entorno al 26,4%. Más claro, agua”.

A su juicio, “estamos ante un atraco a las pensiones públicas, que son propiedad de los trabajadores”. Al mismo tiempo advirtió de que el verdadero objetivo del Gobierno es “implantar en España un ‘modelo mixto’ de pensiones que incluya una parte pública y otra parte obligatoria privada, algo que ya ha fracasado en otros países”.

El portavoz parlamentario de IU llamó la atención para tener en cuenta que estos recortes se plantean sobre unas pensiones que son “de las más bajas de Europa y que dentro de 20 años pueden llegar a ser verdaderas pensiones de hambre”.

Llamazares denunció que Rodríguez Zapatero muestra una “clara sumisión hacia los mercados” con sus recortes, mercados que identificó como “el sistema financiero internacional, los fondos de inversión y de pensiones privados, y las grandes empresas y poderes económicos”.


.
——————————————————————————–

16 diciembre 2010

II Plan de Empleo: suma y sigue

Filed under: Uncategorized — Rosa Magallón @ 22:39

En la entrada de 3 de octubre hacía mi ultima referencia al II Plan de Empleo de Utebo, con la esperanza de que , esta vez sí, las cosas rodaran con normalidad y con transparencia.
He de decir que hace 8 meses que pedí por primera vez en la Comisión inforrmativa correspondiente información sobre como se había desarrollado la contratación de los 71 empleados del I Plan que se acababan de contratar en febrero, tras no pocos despropósitos. El consejal correpondiente, mas ocupado en el tema de festejos que es mucho mas importante al parecer, me ha ido dando largas hasta derivar la petición en el concejal de personal. Sin respuesta. También he solicitado esta información en pleno al Sr. Alcalde: “¿como se ha desarrollado el I Plan de Empleo: incidencias, etc?” , “le contestaré en el próximo pleno” alcalde dixit, o sea el año que viene.
Sobre el II Plan, pregunto en el pleno de 13 de diciembre: “¿como se están desarrollando las contrataciones de los 56 empleados? ¿por qué no se hna contratado todavía a los 56 ? ¿que trabajo están desarrollando?”. “le contestaré en el próximo pleno” alcalde dixit, o sea el año que viene.

Bueno, ya me conoceis, una es incombustible al desaliento y, aunque es desalentador recibir este tipo de respuestas en el ejercicio de mi tarea de concejala y en mi derecho de estar informada en tiempo y forma,…..pues nada, a buscar en los decretos. Pues si, me encuentro con un decreto de noviembre en el que dan de alta a 25 trabajadores. Hay alguna renuncia de algún trabajador por incompatibilidad horaria con la vida familiar, varias reclamaciones desestimadas,…No se por qué, a fecha de hoy, no se han terminado de contratar a los que faltan. Parece no obstante que las cosas han transcurrido con mas normalidad, nada comparado con el follón del año pasado que fue tremendo.

Pero tremendo es, que tenga que estar haciendo juegos de imaginación para intentar conocer como se están desarrollando las cosas, porque “ya me constestarán en el próximo pleno”. No acabo de comprender esa necesidad imperiosa de no contar las cosas, ese miedo a compartirlas, como si información clara, transparente y compartida fuera peligrosa. Y es al revés. Genera confianza.
Deconfianza generan las personas que ocultan la información cuando se les pide.

En fin, confío de cualquier manera en que todos, los 56 , estén trabajando en breve, que realicen un trabajo satisfactorio para ellos y para el municipio, y que sirva para mejorar su situaciòn laboral, al menos provisionalmente.

El sabado a las 12 en la plaza san miguel de zaragoza, manifectación en contra de la reforma laboral decretada en mayo, con la que íbamos a salir de la crisis. ¿de verdad piensan que alguién se lo cree a estas alturas?

12 diciembre 2010

Sahara

Filed under: Uncategorized — Rosa Magallón @ 23:12

Mañana hay Pleno en el Ayuntamiento de Utebo. Viene flojo de contenido, como viene siendo habitual. Flojo de debate, flojo de ideas y flojo de actividad se encuentra esta ayuntamiento.
Si no habéis ido nunca a un Pleno, os lo recomiendo.

Una de los puntos que se van a debatir es la moción que presenta Izquierda Unida y que os transcribo a continuación.
Ilustrada por uno de los dibujos de El Roto, a quien felicito, porque ayer fue su cumpleaños!

Y la moción dice así

El Gobierno de Marruecos es el principal responsable del conflicto que mantiene al pueblo saharaui fuera de su territorio desde hace más de 35 años.
Fue en 1975 cuando el Estado español cede lo que hasta entonces había sido una parte más de lo que conformaba sus límites geográficos, y el Sahara deja de ser colonia española, siendo invadido este territorio por Marruecos.

El conjunto de la sociedad española ha denunciado la violación sistemática de la legalidad internacional y de los derechos humanos en el Sahara Occidental por parte del reino de Marruecos. Esta situación se agravó hace unas semanas, con el violento ataque del ejército marroquí a los campamentos civiles que se manifestaban pacíficamente, situados a las afueras del Aaiún. Se han producido cientos de desaparecidos y decenas de heridos y muertos (entre los cuales hay al menos un español). Estas cifras son difíciles de comprobar pues se ha impedido el acceso libre a los periodistas a la zona ocupada.

Por ello, y teniendo en cuenta los puntos anteriores, el Grupo de Izquierda Unida del Ayuntamiento de Utebo propone al Pleno del 13 de diciembre de 2010 los siguientes
ACUERDOS
1. El Ayuntamiento de Utebo denuncia y condena el ataque militar del ejército marroquí sobre los campamentos de civiles en El Aaiún, mostrando su solidaridad con las víctimas mortales y heridos, e insta a las autoridades marroquíes al respeto escrupuloso de los Derechos Humanos en todas sus actuaciones y, también, en el Sahara Occidental.

2. El Ayuntamiento de Utebo insta al Gobierno Español a implicarse con absoluta firmeza y a liderar, en el marco de Naciones Unidas, la búsqueda de una solución justa y democrática que respete el derecho de autodeterminación del pueblo saharaui.

3. El Ayuntamiento de Utebo insta a las autoridades marroquíes a facilitar la investigación sobre los hechos acaecidos y a facilitar la labor de los medios de comunicación y la libre circulación de periodistas.

Pretendemos sobre todo un consenso entre todos los grupos, porque lo importante es que se oigan voces para intentar resolver este conflicto de una vez por todas. Y también desde Utebo podemos aportar nuestro granito de arena

Por cierto, que si os animais, el martes hay una cena solidaria,….

7 diciembre 2010

El cuarto mundo

Filed under: Uncategorized — Rosa Magallón @ 20:51

Vengo del fin de semana largo pasado por agua y desconectada de las nuevas tecnologías.
Hay muchas cosas de actualidad para comentar, pero hay cosas que permaneces y nunca son de actualidad, como el testimonio de una compañera valiente y comrpometida, que es imprescindible que leais.
La cruda y diaria realidad del cuarto mundo, aquí, ahora.

Me quito el combrero Beatriz, todo un ejemplo a seguir.

LA CAÑADA REAL GALIANA (MADRID): EL TRABAJO DE UNA MÉDICA DE CABECERA
Beatriz Aragón

Hace varios años que trabajo como médica en Cañada Real (Madrid).
Cañada Real es nombre que evoca marginación.
La simple mención del lugar hace que buena parte de los lectores tengan una idea sobre lo que voy a escribir.
Antes era menor el poder de evocación y menos los que con tan sólo esta referencia pensaran en exclusión social, droga, inmigración, infravivienda, chalets de lujo, gitanos rumanos y tantas otras gentes y cosas que nos vienen a la cabeza si hemos visto alguno de los múltiples programas de televisión que en los últimos tiempos se han hecho sobre la zona.
Desde que trabajo en Cañada he visto los cambios que llevan al abismo a una zona deprimida.
Cañada Real Galiana, Valdemingómez, El Gallinero… distintos nombres para hablar de realidades muy diferentes entre sí pero que comparten el tener una imagen muy negativa a los ojos de la sociedad, como “el mayor punto de venta de droga de Europa”, “el mayor asentamiento chabolista de gitanos rumanos”, “el poblado de la vergüenza”, etc.
Y es que lo que inicialmente sirvió de paso de ganado para la trashumancia se convirtió en el camino de los camiones que iban al vertedero de Valdemingómez (donde acaban todos los residuos sólidos urbanos de Madrid) y ahora es zona de tránsito para los usuarios de droga ilegal.
Lugar de paso para unos y residencia para otros tantos: desde aquellos que hicieron su huerto, casa o negocio durante la época franquista (y han vivido la evolución del barrio), hasta los que llegaron más tarde, como la comunidad marroquí (instalados e hipotecados para adquirir terrenos sin escrituras), o los gitanos rumanos, (que fueron construyendo sus chabolas al salir del proyecto educativo ubicado en las inmediaciones de Cañada). Los últimos en llegar son los vendedores de droga ilegal, y con su llegada lo que antes parecía un barrio de casas bajas ahora cada vez se parece más a un poblado chabolista.
Cañada no es habitable y por ello no tiene servicios públicos; no hay autobuses, la recogida de basura es dos veces a la semana (con los camiones escoltados por policía), la luz se pincha, el agua se pincha, las rutas escolares no son suficientes para el número de niños escolarizados, no hay alumbrado ni aceras, la carretera está llena de baches que nadie arregla. Como no es habitable, tampoco se sabe cuánta gente vive; no hay censo, sólo estimaciones pues empadronarse en la zona es casi imposible para muchos.
Desde enero del 2007 estoy en un proyecto que se llama “Equipo de Intervención con Población Excluida” que depende de Atención Primaria, de la Gerencia del hasta ahora Área 1 de Madrid. En ese sentido mi contrato es uno más de médico de familia y soy una más que formo parte de un equipo de atención primaria en un centro de salud “normal”.
Pero mi trabajo no es “normal” pues mi tiempo no transcurre en el centro de salud, sino siempre en la calle.
Trabajamos juntos un enfermero, un conductor y yo en una furgoneta con la que nos desplazamos por los 7 km de Cañada que pertenecen al distrito de Villa de Vallecas. Esos kilómetros los recorremos a diario para atender a la población como si se tratara de una consulta ambulante de atención primaria. Con algunas peculiaridades: atendemos sin distinción de edades, dispensamos medicación y tramitamos tarjetas sanitarias nosotros mismos.
También de vez en cuando tenemos la grata compañía de médicos residentes, que nos aportan su entusiasmo y su curiosidad y que refrescan nuestra visión ante cosas a las que nos hemos ido acostumbrando con el paso del tiempo.
El objetivo principal del proyecto es servir de puente entre la población que vive en la exclusión y la red sanitaria “normalizada”, y analizar las barreras de acceso para esta población. Una tarea aparentemente fácil. Pero yo misma todavía no acabo de entender todas las implicaciones que esto conlleva. Por eso me parece útil relatar un día cualquiera de mi trabajo.
Hoy empezamos el día haciendo la cura de las úlceras por presión de uno de los pacientes del programa de inmovilizados del centro de salud Es un paciente “nuestro” y parece lógico que nosotros nos encarguemos de este tipo de enfermos y así evitemos el desplazamiento de otros profesionales del centro de salud. Entramos en la casa como otro día más, al vernos los perros empiezan a ladrar, la familia continúa haciendo las tareas del hogar, el paciente en su cama apagándose poco a poco. Como tantos otros días pienso “¿por qué acabó aquí?”. Su mujer me pregunta por qué cada vez la ambulancia tiene que venir con la policía, si ellos no tienen nada que ver “con los de abajo”. Le explico que los servicios de emergencias lo tienen así estipulado porque han tenido algún problema en otras zonas y no quieren venir sin escolta. Muchas veces esto supone un enorme retraso en la atención. Se siente ofendida porque la tratan “como una delincuente”.
Nos despedimos hasta mañana, en que volveremos a hacer lo mismo.
Ya nos podemos ir al Gallinero, donde ahora vive la mayoría de las familias gitanas de origen rumano de Cañada. Habrá algo más de 500 personas, y como en otros asentamientos la mayoría son menores de 18 años. Aparcamos la furgoneta y unos cuantos niños vienen a recibirnos, a darnos abrazos y a enseñarnos heridas ya curadas como pretexto para subir “a la consulta” y que les hagamos caso. A veces vienen a vacunarse solos niños y niñas de 6/7 años. Hoy hay muchos más niños porque es día de huelga y no han ido al colegio.
Nosotros somos siempre servicios mínimos de nosotros mismos; no hay huelga posible, no hay posibilidad de negar lo mínimo a los que viven en la exclusión.
Se arremolina un grupo de mujeres, niños y algún hombre alrededor de la furgoneta, en el entorno que hace de “sala de espera”. Empiezan los gritos. Las consultas se realizan a todo volumen, vociferando por encima de los vecinos. Hay que darse prisa para ir descartando lo banal sin que nada importante se nos pase e intentando que el conflicto en la “sala de espera” sea el menor. Todos quieren ser los primeros, nadie puede esperar. Cuando la niña de 5 años me pide pastillas porque le duele la cabeza sobreentiendo que es su madre la que le manda a por paracetamol para ella hasta que veo los ojos febriles que me miran con cara lastimera. Una faringoamigdalitis, el colegio ha empezado y empiezan los contagios. “Ve a buscar a tu madre que te tienes que tomar un sirope” (el jarabe de toda la vida).
Mientras, mi compañero está quitando unos puntos e intentando convencer al paciente para que se vacune del tétanos y una chica de 15 años le pide un vaso con insistencia. Quiere hacerse un test de embarazo, su amiga también. Su vecina también quiere saber si está embarazada, pero muestra más temor que ilusión, su último bebé tiene sólo 9 meses. Aprovecho para ofertarle métodos anticonceptivos. Ni hablar del preservativo, las pastillas son muy caras, el DIU no sabe dónde se lo ponen y tiene demora. Y ella tiene miedo y quiere algo ya. Le propongo el anticonceptivo inyectable que le podemos poner nosotros: “¿la vacuna de no embarazo?”, “sí, eso”. Y pese a que sus vecinas ya le han contado que tendrá alteraciones menstruales y otros miedos asociados al uso de anticonceptivos como el perder o ganar peso, que la sangre se te suba a la cabeza y por esto tener migrañas, que no puedas tener hijos nunca más, o que te quedes embarazada aunque los uses, ella decide ponerse la inyección y luego ya verá.
Va pasando la gente, bebés recién nacidos, embarazadas en distintas fases de gestación, de edades muy variadas, desde los 15 hasta los 35 años, por encima de esta edad es infrecuente, hombres que se sienten con derecho a no esperar para que les tome la tensión porque les duele la cabeza. ¡Qué manía con la tensión! Todo el mundo quiere que le tome la tensión, como si certificara su buena salud, y ¿por qué habrá calado tanto en esta población a la que no llega ningún otro discurso preventivo? Si te duele la cabeza, es por la tensión, si estás cansado, es por la tensión, si tienes ansiedad, la tensión, sin duda. Nada tiene que ver que hayas arrastrado 50 litros de agua en un carrito de niño desvencijado, que no hayas podido dormir porque uno de tus 5 hijos con los que compartes habitación de cuatro metros cuadrados no ha parado de toser, que te haya llegado una carta que no entiendes lo que pone y temes que sea del juzgado de aquella vez que estabas pidiendo en el metro con el bebé a cuestas. No son estas cosas las que te hacen sentir mal; obviamente es la tensión. “Me encantaría tener una pastilla para cambiar todo esto y mejorar tu “tensión”, pero no la tengo”, pienso. “Sólo a veces encuentro las palabras o el gesto que te trasmite algo de sosiego, otras veces te enfadarás conmigo porque nunca te doy nada (y a los demás si les doy y a ti nunca nada)”.
La vivencia de la enfermedad por los pobres es como privación de algo que los demás poseen, de ausencia injusta de la salud o del remedio para estar sano.
Así pasan las horas, hoy ni nos ha dado tiempo a salir de la furgoneta, a dar un paseo para ver gente nueva, gente que no se acerca o porque está trabajando o porque no tiene nada que consultar. Vemos que hay mucha más gente que hace unos meses, que cuando empezamos a trabajar, conocidos antiguos que han vuelto, gente que no habíamos visto nunca. Al haber más gente hay más basura alrededor de las chabolas, y sólo hay una fuente de agua para todos. Pasan los años y el aspecto del poblado es cada vez peor, más sucio, más ratas, más deterioro, mayor marginación y abandono.
A veces me pregunto de qué sirve mi trabajo si no hay unos mínimos que permitan vivir de una forma digna.
A veces me parece que mi trabajo sirve de poco.
Nos tenemos que ir a otra zona, la parte donde viven los marroquíes, habíamos quedado para vacunar a un niño, tiene tarjeta sanitaria y preferiría ir al centro de salud, pero el padre se ha quedado sin trabajo y se va todos los días “a buscarse la vida” y no puede llevarlos con el coche. La madre no conduce y casi no habla español. Hace unos años apenas conocíamos a la población marroquí, iban al centro de salud sin problemas. Ahora que el paro reina en las casas, la economía no está como para visitas médicas. Así que cada vez nos consultan más, y vamos conociendo a más y más gente. Cuando vemos que es necesario, los derivamos al centro de salud y si se trata de una consulta que podemos atender y solucionar, lo hacemos.
Ya son las tres y media, el conductor empieza a mirarnos impaciente y nosotros también nos vamos dejando cosas para mañana, pidiéndoles que vuelvan, pensando por qué camino salir y las cosas que han quedado pendientes, las citas a especialistas que hay que pedir, los resultados que tengo que imprimir, esa recogida de datos que en el caos nunca encuentra su momento.
Este es el relato de un día cualquiera.
Mañana será distinto aunque haya ciertas rutinas que se repitan.
Espero que estas palabras os hayan podido aproximar a lo que hago cada día, a mi impotencia, a mi compromiso, al dolor de no saber qué hace una bien (si algo).
Trabajar de médica de cabecera en la Cañada Real es un trabajo duro.
Pero me gusta.

NOTA
En El Gallinero sólo hay una toma de agua, la gente arrastra en carritos de niños bidones con el agua para sus casas. Sus necesidades las hacen donde pueden, los niños fuera de las chabolas, los adultos intentan ocultarse. Uno de los síntomas que más me cuentan las mujeres son molestias urinarias y el otro día me preguntaba si tendría que ver con esto de hacer pis en la calle con este frío invernal…Lo de la higiene es bastante difícil en tales condiciones y por mucho que los niños vayan al cole e intenten ser uno más, van llenos de barro y algo que estigmatiza mucho más, es que huelen mal. Es difícil integrarse así, creo yo…

Madrid, España, diciembre, 2010.

1 diciembre 2010

La salida de la crisis

Filed under: Uncategorized — Rosa Magallón @ 23:25

En una entrada de septiembre hablaba de mis motivos personales para hacer huelga: historias reales de personas que han perdido su trabajo, que han visto mermados sus derechos laborales, que nunca pensaron que se iban a ver en la calle, que les han embargado el piso, etc.
Zapatero declara en diciembre de 2008 que “nadie quedará a su suerte ante el drama del desempleo” ó “mi prioridad, es que no haya una sola familia en este país que pueda tener una situación de grave angustia o preocupación por la pérdida del puesto de trabajo”. Y en otoño del 2009: “lo peor de la crisis ha pasado ya”. Ahora dice que” los efectos de la reforma laboral van a dar sus frutos ya”. Ya.
Lejos de eso, pasamos de los 4 millones de parados. Y el principal partido de la oposición espera agazapado su turno electoral pactado entre los dos (psoe-pp), sin aportar soluciones, pues nada pueden aportar desde la derecha a lo que ya está haciendo el “centro”.
Por eso, me produce más extrañeza y desazón es que los principales afectados de esta crisis: los trabajadores, parados de larga duración, jóvenes, todos los que lo están pasando mal, estén esperando que Rajoy nos saque de ésta. Y le voten. Sabiendo además que no va a ser así, pero pensando que no hay otra opción. Es difícil de entender cómo la derecha ha convencido a los trabajadores de que defiende sus intereses. Inexplicable.
Pero hay otras maneras de hacer las cosas, propuestas coherentes, reales y posibles. Que salgan depende de que nos convenzamos de ello. Porque las utopías están en el horizonte esperando que las transformemos en realidades.

Me gusta una frase de Miguel de Unamuno:
“Ponte en marcha, solo. Todos los demás solitarios irán a tu lado aunque no los veas”.

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.